SERGEI GLAZYEV / “La idea básica es que una nueva moneda debe introducirse en primer lugar sobre la base del derecho internacional, firmado por los países interesados en la producción de esta nueva moneda. No a través de algún tipo de conferencia, como Bretton Woods, sin legitimidad. En una primera etapa, no todos los países estarían incluidos. Las naciones del BRICS serán suficientes, más la OCS”+

RYAN MCMAKEN / No hay ninguna desventaja económica en las monedas emitidas por bancos privados, unidades subnacionales o casas de la moneda privadas. Sin embargo, desde la perspectiva del Estado, las monedas nacionales tienen muchas ventajas políticas. Dondequiera que encontremos Estados fuertes, solemos encontrar que las monedas territoriales emitidas por el gobierno han surgido como un medio de dar al Estado cada vez más control sobre el dinero.
+