FEUERSNAKE / En un año donde está en discusión la ley de paridad, donde se reclama una integración de listas 50/50 entre hombres y mujeres; donde se discute la “necesidad” de extender mismo criterio a los cargos de gobierno, llama poderosamente la atención que estas cosas se exijan exclusivamente en asuntos donde la mujer es quien tiene la “desventaja”.
+