PORTADA

Estos días se han cumplido 22 años desde el 11 de setiembre de 2001. Desde aquella mañana el mundo creyó que habían ocurrido varios hechos, escandalosamente graves, ninguno de los cuales puede haber ocurrido como se informó.
Dos edificios de acero y concreto de más de 100 pisos no es que “se derrumbaron”, sino que se redujeron a polvo, de arriba abajo, de modo simétrico, lanzando por el aire trozos de toneladas de peso en un radio de hasta a 400 metros, luego de que ardiese el material de oficina de unos pocos pisos altos -papeles, madera y plástico, pues el combustible de avión se consumió casi todo de inmediato en una inmensa bola de fuego-.
La versión oficial es que lo que los derrumbó fue ese incendio, que habría cortado todos los pilares y vigas de acero, debido a la colisión contra ellos de dos aviones conducidos por terroristas que se ingeniaron para pilotear jets comerciales de muy escasa agilidad, con altísima precisión, a alta velocidad y a muy baja altura, luego de contar tan solo con menos de 100 horas de instrucción de vuelo en avionetas en un aeroclub de Florida.

Pocos minutos después otro “avión de línea” se incrustaba supuestamente contra el Pentágono, el edificio militar más defendido de la tierra, sin que ninguna defensa antiaérea se activase mucho antes, dejando un boquete minúsculo, angosto, y sin dejar -las fotografías más tempranas lo muestran- rastro alguno de los huecos secundarios que las turbinas de aleación de titanio deberían haber causado a los lados del boquete principal, puesto que las turbinas no se destruyen normalmente por completo en la caída de ningún avión. No hay fotografías que muestren el avión, pero sí una filmación obtenida de una estación de servicio justo frente al edificio que muestra, en un par de cuadros, un delgado cilindro blanco que pasa a escasos metros del suelo lanzado hacia el edificio.

Supuestamente, además, un cuarto avión fue secuestrado en el aire, los pasajeros civiles se resistieron, y de resultas el avión cayó sobre una zona rural en Pennsylvania dejando un boquete de ridículas dimensiones que no muestra los restos de un accidente de aviación. En teoría todos los cuerpos fueron pulverizados, y el avión mismo se fundió en el suelo.

Casi 8 horas más tarde, pasadas las 17 horas, se derrumbó, de golpe y de modo totalmente simétrico y en caída libre -sin resistencia estructural de los pisos inferiores a los que van colapsando- el Edificio 7 del complejo World Trade Center.

En esta nota, una cantidad de expertos que dan su nombre, identificación profesional, y hablan personalmente en el video del cual esta es la transcripción, explican que ningún edificio -ni las Torres Gemelas, ni el Edificio 7, ni ningún otro antes ni después- se ha derrumbado jamás de este modo, salvo que haya sido sometido a una técnica de demolición controlada. Esta es una ciencia particular de la ingeniería y los expertos que observaron el suceso dijeron desde el primer momento que se trataba inequívocamente de tal proceso. La misma objeción que se hace para el Edificio 7 vale para las dos grandes torres.

Si como todos los expertos están de acuerdo, se trató de una demolición controlada, esto demuestra que todo el asunto fue un auto-atentado, algo planificado desde el nivel más alto con mucha antelación. ¿Por qué? Porque una demolición controlada solo puede conseguirse luego de trabajar durante semanas poniendo centenares de cargas explosivas en lugares clave en cada punto para ello destinado del edificio, conectándolas todas con un sistema informático de detonación de alta precisión, y haciendo funcionar ese sistema deliberadamente.

En resumen, la caída de los tres edificios estuvo preparada desde mucho antes del 11 de setiembre. La teoría de los “terroristas inesperados” es increíble e infantil.

El impacto sobre el orden del mundo -no solo de los norteamericanos, sino del globo entero- que esto representa aun no ha podido ser asimilado, con lo cual buena parte de la opinión pública sigue negando que esto pueda haber sido un autoatentado deliberado, concebido con el fin de impulsar un cambio de política interno y externo en Estados Unidos. Esto es, sin embargo, a todas luces lo que ocurrió.

En este trabajo, transcripción de un video preparado por la sociedad de arquitectos e ingenieros norteamericanos que busca esclarecer lo que realmente ocurrió aquel día, se reúnen múltiples testimonios y juicios de expertos, convergentes entre sí desde diversas disciplinas, que explican con claridad y de modo concluyente por qué la versión oficial del informe NIST para el 11 de setiembre no puede ser verídica. Al final, un conjunto de psicólogos comentan el conocido fenómeno de la negación en que se cae cuando la evidencia, de ser aceptada, destruiría o desestabilizaría las bases de creencia que sostienen el funcionamiento normal de la psique -por ejemplo, tener que aceptar que un gobierno que está allí “para protegernos”, en realidad está directamente involucrado en un ataque contra su propia población.

Luego de más de 20 años, el elefante sigue en el living, y mucha gente sigue sin querer mirarlo. eXtramuros contribuye un granito de arena más al ejercicio, que nos ha caracterizado desde el comienzo, de pensar en conjunto con nuestros lectores sobre cómo funciona realmente el sistema de información y de poder en este Occidente que habitamos

Por Architects and Engineers for 9/11 Truth [Arquitectos e Ingenieros por la Verdad del 9/11]

El 11 de septiembre fue un día que cambió la historia. Cuatro aviones quedaron en silencio en sus comunicaciones, y se desviaron de su ruta. Dos de esos aviones se estrellaron contra las Torres Gemelas del World Trade Center. Varias columnas quedaron seccionadas y el combustible de los aviones provocó incendios que se extendieron por varias plantas.
Alrededor de una hora después, millones de personas vieron conmocionadas como ambas torres resultaban destruidas repentina y rápidamente, matando a casi 3.000, personas, para las que la verdad y la justicia aún no ha llegado.

Mi nombre es Richard Gage. Arquitecto con licencia de más de 20 años, y miembro del Instituto Americano de Arquitectos. Soy fundador de Architects and Engineers for 9/11Truth [Arquitectos e Ingenieros por la Verdad del 9/11], una organización sin fines de lucro de más de mil profesionales técnicos y de la construcción.
Según informes oficiales del gobierno, los incendios debilitaron la estructura de acero de ambas Torres Gemelas, llevando a colapsos repentinos, progresivos y totales. Sin que la mayoría de la gente lo supiera, un tercer rascacielos de estructura de acero, el World Trade Center 7, también fue destruido.
Más de 1500, arquitectos e ingenieros han cuestionado las explicaciones oficiales de la destrucción de estos tres edificios.
Junto con otras personas preocupadas, estos profesionales con años de experiencia, han firmado nuestra petición. Piden una nueva investigación sobre la destrucción de los tres rascacielos del World Trade Center.
Esta petición se basa en evidencia que revela un escenario de destrucción muy diferente que el reportado por los ingenieros del gobierno.

En la medida en que, en este trabajo, conjuntos coherentes de hechos científicos son traídos a la luz por los expertos, junto a los datos y los testigos presentados, usted llegará a una comprensión mucho mayor de los acontecimientos del 9/11, y estará en condiciones de sacar sus propias conclusiones.

Colapso del Edificio 7 – ¿Cómo hacen dos aviones para tirar abajo tres rascacielos?
World Trade Center Edificio 7
Parte 1
Un tercer rascacielos se derrumbó ese mismo día

El nuevo Edificio 7 del World Trade Center se cierne sobre el emplazamiento del original.
El Edificio 7 era un rascacielos de 47 pisos que no fue alcanzado por ningún avión. Sin embargo, fue el tercer rascacielos moderno con estructura de acero que se derrumbó rápida y simétricamente el 11 de septiembre.

Colapso de la Torre 7 en menos de 7 segundos a las 17:20 hs del 11 de setiembre, 2001

El edificio estaba a la distancia de un campo de fútbol de la Torre Norte, y sufrió daños menores por la caída de escombros. El precipitado colapso del edificio fue atribuido a incendios normales en oficinas.

Steve Barasch, fundador y presidente de Barasch Architects & Associates Inc., empresa de ingeniería y planificación arquitectónica con 33 años de antigüedad: “Una de las cosas que realmente me interesó fue lo rápido que cayó el Edificio 7. Cayó en 7 segundos aproximadamente, de arriba a abajo. Este edificio fue construido a mediados de los 80’s y cumplía con todos los códigos de la época.”

Robert E. McCoy: “La mayor parte de mi experiencia ha sido en edificios de acero de varios pisos, entre 1965 y 1985. El NIST nos quiere hacer creer que estos fueron los típicos incendios de oficinas, incendios dispersos de oficinas si se quiere, que derribaron este edificio. Desde mediados de los años 60 he tratado de seguir incendios en edificios altos porque es algo que nos preocupa mucho cuando diseñamos estos edificios, y no tengo conocimiento de ningún edificio alto que se haya derrumbado como resultado de un incendio.”

Dr. Robert Bowman, Teniente Coronel Fuerza Aérea de los EEUU, ex Director de Programas Espaciales Avanzados (administraciones Ford y Carter): “El golpe de gracia para mí, fue cuando me enteré de que el edificio 7 se había derrumbado más tarde ese día, y cuando lo vi derrumbarse. Para mí, el hecho de que parece una perfecta demolición controlada de un edificio intacto… Eso es lo que yo llamo una “pistola humeante”.

WTC Edificio 7
Parte 2
Destrucción de Evidencia

¿Fue el acero estructural del World Trade Center preservado, documentado, analizado,
de acuerdo a los procedimientos estándar para investigar fallas de ingeniería?

Joel Miller, arquitecto de rascacielos: “400 camiones de carga por día de material
fueron sacados del sitio del World Trade Center y enviados a China para reciclaje.”

Roland Angle, ingeniero civil y de estructuras: “Se violaron leyes al proceder a la destrucción de esa evidencia, y para la Sociedad Americana de Ingenieros Civiles ignorar esos eventos es extremadamente perturbador, y es una violación de su código de ética profesional.”

Edward Munyak, Ingeniero mecánico y en protección de incendios con 25 años de experiencia: “Fue contrario a la forma en que se realizan todas las investigaciones. Si un avión se estrella, sellan toda la zona, nadie toca nada, lo trasladan a un lugar seguro y reconstruyen el avión.”

Jonathan Barnett, Profesor de Ingeniería en Protección de Incendios, Equipo FEMA-BPAT: “Normalmente, cuando hay una falla estructural, se revisa cuidadosamente el campo de escombros.., mirando cada elemento, fotografiando cada viga que se ha derrumbado, y cada columna, donde esté en el suelo, y se las recoge con mucho cuidado y se observa cada elemento. No pudimos hacer eso en el caso de la Torre 7.”

Lynn Margulis, PhD, Profesora, Universidad de MA, científica ganadora de la National Medal of Science 1999: ” No se puede hacer ciencia cuando te privan de las pruebas y cuando tu hipótesis es la menos válida en lugar de la más probable. Cuando la hipótesis más probable en el caso del Edificio 7 ni siquiera se mencionó -esto no es ciencia. Es intentar demostrar ideas preconcebidas.”

WTC Edificio 7
Parte 3
Una investigación federal que ignoró los hechos

¿Se realizó una investigación adecuada que podría haber revelado el uso de acelerantes o explosivos en la destrucción del World Trade Center?

Steven Jones, PhD, Profesor Emérito de Física, Universidad Brigham-Young: “El NIST admite que no encontraron evidencia de explosivos. Entonces les preguntamos “Muy bien, ¿y buscaron?” y dijeron “No, no buscamos explosivos, o residuos de explosivos.”

Barry Jenings, Subdirector del Departamento de Servicios de Emergencia de la NY Housing Authority, quien estaba dentro de la Torre 7 antes de la destrucción de las Torres Gemelas: “…una gran explosión, resonó hasta el 8vo piso…” (En un video se registran fuertes explosiones antes de que comenzase a caer el edificio 7)

Erik Lawyer. Bombero. Fundador de Bomberos por la Verdad de 9/11: “Sólo el hecho de que hubo explosiones significa que deben ser investigadas…. No tenemos la verdadera historia de lo que pasó porque no se hizo una investigación adecuada.”

WTC Edificio 7
Parte 4
¿Totalmente envuelto en llamas?

Shyham Sunder, Investigador Jefe de NIST: “El World Trade Center 7 se derrumbó debido al fuego provocado por el mobiliario de oficina. No se derrumbó por explosivos, ni por incendios de fuel oil.

Como informo el New York Times, los ingenieros estaban desconcertados por el colapso del edificio 7. Dado que ningún rascacielos con estructura de acero se ha derrumbado completamente debido a un incendio. ¿Cómo entender este misterioso suceso?

Scott Grainger, Ingeniero Forense de Protección de Incendios: “Los edificios altos simplemente no se derrumban por un incendio. Hasta el 11-S, nunca se había producido un derrumbamiento completo de un edificio alto con estructura de acero. Ha habido incendios que ardieron por más tiempo en estructuras similares, sin ningún colapso.”

El NIST afirma que los incendios fueron muy grandes, muy calientes y de larga duración cuando en realidad la observación, tal como ha sido hecha por muchas personas, muestra que los incendios no duraron mucho, y no estaban en los lugares donde el NIST afirma que estaban en determinados momentos.

Daniel Barnum, FAIA. Arquitecto de rascacielos. “Soy miembro del Instituto Americano de Arquitectos. Durante los más de 40 años que he estado practicando la arquitectura he diseñado una variedad de edificios desde pequeñas casas hasta edificios de oficinas de gran altura. Algunos de los rascacielos que he trabajado son One Shell y Two Shell aquí en Houston. Fui director de proyecto de un edificio de oficinas de un piso en Akron, Ohio. Cuando el World Trade Center se derrumbó, ya nos habían mostrado fotos de algunos incendios en ese edificio… y quiero decir, ni siquiera estaban ardiendo mucho. ¿Cómo pudo eso causar que un edificio colapsara como si hubiera implosionado? Imposible.”


WTC Edificio 7
Parte 5
47 pisos en 7 segundos

Según el investigador principal Shyam Sunder del Instituto Nacional de Estándares y Tecnología (NIST), el World Trade Center se derrumbó con una aceleración de caída libre durante más de 30 metros de su caída. ¿Qué nos revela esa velocidad del colapso?

David Topete, Ingeniero estructural: “Esencialmente, en menos de 7 segundos, el Edificio 7 cayó sobre sí mismo.”

David Chandler, B.S. Física, M.S. Matemáticas: “Es como sacar las llaves de tu auto y dejarlas caer. Así de rápido cayó el edificio, por más de 30 metros. La única forma en que puede lograrse eso es cuando hay cero resistencia. Por lo tanto, lo que estamos viendo es un edificio que viene directamente abajo, cayendo sobre sí mismo, con resistencia cero. Los edificios no tienen resistencia cero… es justamente por eso que te sientes seguro entrando a cualquier edificio…”

Jonathan Smolens, Ingeniero Estructural por más de 12 años: “Este edificio tenía toneladas de acero estructural… El NIST nos dice que la parte inferior dejo de existir durante los primeros segundos del colapso del edificio. Bueno, las cosas en física simplemente no dejan de existir, ni dejan de resistir a las fuerzas que están sobre ellas. No desaparecieron 8 pisos del edificio como para que el edificio pueda caer por 30 metros a velocidad de caída libre. Eso es imposible, eso es una violación de la ley fundamental de la física que dice que para cada acción, hay una reacción igual y opuesta.”

Stephen Barach, Arquitecto de rascacielos, Master en Arquitectura y Diseño Urbano: “Si los pisos caen, son apuntalados por el piso directamente debajo de él. Entonces hay un cierto retraso allí…”
Ronald Brookman, Ingeniero Estructural por más de 25 años: “…debido a la redundancia, debido a todas las otras columnas en el edificio, que no fueron afectadas”.

Casey Pfeiffer, Ingeniero Estructural por más de 15 años, Pacific Coast Structural Engineering: “Incluso si un piso se derrumbara …no sería capaz de colapsar todas las conexiones simultáneamente… en un derrumbe simétrico.


WTC Edificio 7
Parte 6
Simetría antinatural

Podríamos anticipar que un edificio con daños desiguales se derrumbaría hacia un costado. Sin embargo, los videos del colapso del edificio 7 muestran una caída bastante simétrica. ¿Qué sentido tiene esto?

Michael Donly, Ingeniero, Diseñador de estructuras de acero a prueba de fuego: “Si los edificios se hubieran derrumbado por el fuego habríamos visto una progresión más natural del colapso.

Stephen Barasch: “Claramente, debería haberse presentado un patrón más asimétrico.”

Kathy McGrade, Ingeniera metalúrgica: “La simetría es la pistola humeante. No puede suceder que cuando tienes daños asimétricos tengas un colapso perfectamente simétrico.

Kamal Obeid, Ingeniero Estructural: “Las columnas exteriores en el exterior, así como en el interior en la parte inferior, tendrían que haber sido cortadas prácticamente todas al mismo tiempo.”

Tom Sullivan, Técnico en Explosivos “Trabajé para Controlled Demolition Incorporated (CDI), la empresa de demolición explosiva mejor clasificada del mundo. Lo que vi, fue una implosión clásica. El centro del núcleo, el área del ático comienza a moverse primero, y luego el edificio lo sigue. Ese es otro indicador de que este reporte del NIST es… muy sospechoso.”

Robert McCoy, Arquitecto de rascacielos: “Cuando todo está terminado, las paredes exteriores quedan apiladas una encima de la otra justo en el centro del edificio. Es como un castillo de naipes si se viniera abajo. “

Scott Grainger: “De acuerdo al NIST, la falla ocurrió en la columna 79 del nivel 12. Esto significa básicamente que están hablando de un colapso de una sola columna, o falla,
que resultó en un colapso total del edificio. Eso simplemente no tiene ningún sentido.

WTC Edificio 7
Parte 7
Los expertos coinciden

Joel Miller, Arquitecto de rascacielos: “Las explicaciones de la FEMA y del NIST no cierran, pero hay enorme evidencia circunstancial, circunstancial y de hecho evidencia física también, que nos llevarían a una conclusión diferente, y la conclusión es demolición controlada.”

Danny Jowenko, Principal de Jowenko Explosieve Demolitie (Holanda), experto en demolición controlada por 30 años: “Esto es demolición controlada.
-¿Absolutamente?
-Absolutamente. Ha sido implosionado. Es un trabajo contratado, hecho por un equipo de expertos.”

Kamal Obeid: “El edificio 7, para mí, es realmente lo que delata todo. Porque es un caso clásico de demolición controlada.”

Pasemos al segundo punto. Dos de los edificios más grandes del mundo, ¿cada uno demolido en menos de 12 segundos?



World Trade Center Torres Gemelas
Parte 1
El mito se deshace

En el sitio original de las Torres Gemelas del World Trade Center, ahora se están construyendo nuevas y espectaculares instalaciones. Hace unos años, dos aviones chocaron contra las torres, cortando algunas columnas de acero estructural de soporte exterior e interior.

El combustible de los aviones provocó incendios en las oficinas de varias plantas. Según los informes oficiales, el marco estructural de acero se debilitó y falló, causando un colapso progresivo total de cada torre. ¿Tiene sentido toda esta explicación oficial? ¿Hubo una investigación exhaustiva que examinara toda la evidencia?


Daniel Barnum: “Entre a la oficina y las primeras palabras que escuche fueron
“un avión acaba de chocar contra el World Trade Center”. Y mi pensamiento inicial fue
“Bueno, está bien, está construido para resistir un 707…”

William Brinnier Arquitecto por 25 años, testigo ocular del impacto del vuelo 175 contra la Torre Sur: “No parecía posible que estas torres que fueron diseñadas para resistir el impacto de un 707, pudieran colapsar en tan poco tiempo desde el momento en que fueron impactadas.”

Leslie Young, Arquitecto de rascacielos, ex-bombero: “La mayoría del combustible fue quemado instantáneamente en la gran bola de fuego, y desapareció. Los fuegos que quedaron fueron de mobiliario de oficina, y alfombras, y cosas por el estilo. Muchas cosas en este tipo de edificios tienen que ser resistentes al fuego por naturaleza, esto es requerido por el código. Así que realmente no había mucho combustible allí para empezar.”

Edward Munyak, Experto en Seguridad del Fuego: “Los medios de comunicación retrataron estos incendios como extremadamente calientes, pero los incendios no eran tan calientes en el World Trade Center y si nos fijamos en los propios datos del NIST, se puede ver esto, y para utilizar nuestros propios poderes de observación se puede decir,
al ver estos incendios, y ver el humo negro salir por las ventanas, eso significa que los fuegos estaban faltos de oxígeno, y fue una combustión incompleta, y por lo tanto era un fuego de baja temperatura.”

Robert Podolsky, Físico, Ingeniero: “El calor del fuego supuestamente ablandó el acero y por lo tanto derribó los edificios. Si tienes una llama a 750 grados, puedes mantener esa llama bajo una viga de acero para siempre, que nunca alcanzarás una temperatura lo suficientemente alta como para doblar el acero, y mucho menos fundirlo. Así que inmediatamente supe, en ese momento, que la explicación oficial estaba totalmente equivocada.”

WTC Torres Gemelas
Parte 2
Destrucción repentina

En lugar del lento y quejumbroso colapso que podría anticiparse, las Torres Gemelas muestran en los videos que la destrucción se inició de un muy rápido y repentino.
¿Que implica esto?

Anthony Szamboti, Ingeniero mecánico: “El NIST afirmó que la sección superior de cada una de las torres aplastó la sección inferior. Sin embargo cuando se mira el video de cerca, en el caso del World Trade Center, se verá que la sección superior se desintegra sola. Parece ser una demolición controlada propia de la sección superior.”

David Chandler: “La sección superior, empujando sobre la sección inferior, va a encontrar fuerzas iguales a medida que avanza. Sin embargo ambas secciones se demolerían al mismo ritmo, de modo que para cuando hubiera aplastado los 15 pisos de abajo, los 15 pisos de arriba también iban a estar aplastados, de modo que ya no quedaría nada para aplastar el resto del edificio. Uno debería ver un golpe… ver que esta cosa, si realmente baja y golpea, …uno debería ser capaz de ver el punto en el que impacta… Porque, de hecho, se enlentecería el movimiento de todo el bloque”.

Richard Humenn, Ingeniero, Ingeniero Jefe de diseño eléctrico original del WTC. 41 años de experiencia con Joseph R. Loring & Assoc.: “Antes de que la torre comenzara a colapsar desde arriba, …la antena comenzó a caer. Y la antena, por supuesto, estaba en medio de los huecos de los ascensores. Estoy muy familiarizado con la estructura interior que rodeaba los huecos de los ascensores y la accesibilidad que las compañías de ascensores tenían 24/7.”

Tom Sullivan: “No habría ningún problema una vez que se obtuviera acceso a los huecos de los ascensores. Entonces un equipo de expertos en carga tendría acceso a todas las columnas y vigas del núcleo. El resto podría hacerse entonces con el tipo de explosivos adecuado para el trabajo en cuestión.”

Richard Humenn: “La única manera que veo de que las torres colapsaran… es que las columnas interiores estuvieran comprometidas.”


WTC Torres Gemelas
Parte 3
Reporte de explosiones por parte de testigos directos

Más de 100 rescatistas reportaron sonidos de explosiones y destellos de luz al inicio de la destrucción de ambas torres. Esto no fue discutido en el informe del NIST.
¿Que vieron y escucharon estos testigos?

Rescatista 1: “Mientras nos poniamos nuestro equipo y nos dirigiamos a la escalera…hubo una fuerte explosión… “

Rescatista 2: “Dentro del lobby.”

Rescatista 3: “Estuvimos atrapados en las escaleras por un rato, finalmente bajamos al lobby, entonces llegamos al vestíbulo, hubo una gran explosión.”

Rescatista 4. “Piso por piso, iba estallando. Era como si tuvieran detonadores,
como si estuvieran planeando derribar un edificio, boom-boom-boom-boom-boom-boom-boom-boom …

Rescatista 5: “…y simplemente empezó a estallar empezó a hacer boom, boom, boom-boom-boom, y él pregunta “¿Qué tan rápido?” y yo contesto: “Como petardos”.

Tom Sullivan: “Están informando exactamente lo que yo esperaría. Están escuchando boom, boom, boom, boom. Olas de explosiones, no un gran boom masivo.”

Erik Lawyer: “Hay muchos videos de testigos de ese día que reportan explosiones. Hay transmisiones de radio del FDNY. Tenemos las transcripciones que fueron grabadas de todos estos bomberos y primeros respondedores reportando explosiones …”

Estos testimonios deberían haber causado la presunción de que había una buena posibilidad de que se encontraran residuos explosivos, y justificar las pruebas para ello, en lugar de lo contrario.

David Chandler: “No parece un colapso, es como un evento, como un enorme hongo. Todo eso no se parece en nada a un edificio cayéndose. Es un edificio volando por los aires. Eso es lo que muestra la física.”

Anthony Szomboti: “Y sin embargo, se niegan a considerar la posibilidad de que explosivos, o alguna otra forma de dispositivo de demolición, pudiese haber sido utilizado para causar el colapso de las torres, y el hecho de que la demolición controlada es consistente con toda la evidencia técnica disponible. La respuesta a esa solicitud de corrección es que el NIST simplemente dice que… “son incapaces de dar una explicación completa” del colapso total, a pesar de que esa fue la tarea que les encomendó el congreso.”

WTC Torres Gemelas
Parte 4
Evidencia directa de explosiones

FEMA documenta un campo de escombros de 400 metros de diámetro alrededor de cada torre. Diversos videos muestran secciones de acero de varias toneladas, cientos de piezas de acero individuales expulsadas de la torre a 90 kilómetros por hora, a una distancia de 150 metros.

También muestran nubes de escombros, pulverizados en el aire, y eyecciones explosivas aisladas de hasta 60 pisos por debajo de la llamada zona de aplastamiento.
Los vídeos también muestran la destrucción casi total de ambas torres.
¿Qué nos dice todo esto sobre las fuerzas y energías involucradas en la destrucción?

Joddy Gibbs, Arquitecto con 35 años de experiencia: “Grandes vigas de varias toneladas fueron lanzadas cientos de metros lateralmente. La gravedad funciona verticalmente, no lateralmente.”

Voz en Informativo CBS: “Hubo numerosas explosiones secundarias en ese edificio,
había explosiones continuas”

David Chandler: “Algo está pasando para lanzar estas cosas horizontalmente a esas velocidades, y aquí lo vemos, arrastrando una estela de humo blanco todo el tiempo. Realmente es indicativo de algún tipo de explosión.”

Steve Luce, Ex ingeniero de combate del Ejército norteamericano, entrenado extensamente en el uso de explosivos plásticos, líquidos y en polvo: “Las explosiones individuales que noté 20, 30 y 40 pisos por debajo de la estructura que colapsaba…

David Chandler: “Y los negadores tienden a decir “bah, eso es sólo aire siendo expulsado por las ventanas”… Vamos a ver, realmente no funciona decir que es sólo la presión del aire, en la medida en que algunos fragmentos están saliendo a más de 150 km por hora.”

Stephen Barasch: “Como arquitecto, yo esperaría ver porciones más grandes de los pisos del edificio, el decking, el decking de acero, la cubierta de concreto, restos mucho más grandes de lo que fueron los componentes estructurales de este edificio.

Video entrevista al Gobernador de NY, George Pataki:

-“¿Qué pasó con el hormigón?

-El hormigón resultó pulverizado. Yo estuve aquí el martes… y era como si estuvieras en un planeta extraño. Todo el bajo Manhattan, no solo este sitio, de río a río…había polvo de dos o tres pulgadas de espesor. El concreto estaba pulverizado.”



WTC Zona 0 – Escena del Crimen
Parte 1
Vigas de acero fundidas y hierro fundido

En su informe sobre el World Trade Center 7, que salió en Mayo del 2002, FEMA documenta, en el Apéndice C, acero que ha sido derretido, e incluso parcialmente evaporado, pareciendo queso suizo. ¿Qué debemos hacer con esto?

Jason Cheshire, Ingeniero químico. Metalúrgico con 10 años de experiencia en hidrometalurgia: “Me gustaría saber por qué el NIST excluyó la evidencia de acero fundido. ¿Por qué no se incluye? ¿Por qué no se incluye esta prueba forense en el informe?”

Ahmed Ghoniem, PhD, Profesor de Ingeniería, MIT: “Las fotografías sugieren evidencia de la existencia de acero fundido”

John Gross, Ingeniero estructural, Co-Lider del proyecto NIST, Análisis de la Respuesta estructural al fuego y colapso: “En primer lugar, volvamos a su premisa básica de que había un charco de acero fundido. No conozco absolutamente a nadie, ningún testigo ocular que lo haya dicho, nadie que lo haya producido…”

Pero los testigos declaran lo contrario…
Capitán Phillip Ruvolo, Departamento de Bomberos de NY: “Bajabas y veías acero fundido, acero fundido – corriendo por los rieles del canal… como si estuvieras en una fundición… como lava.”

Richard Riggs: Especialista en remoción de escombros: “En realidad había vigas derretidas donde se excavaba acero fundido.”

Ken Holden, Director del Departamento de Diseño y Construcción, NY: “Bajo tierra todavía estaba tan caliente que el metal fundido goteaba por los lados de una pared.”

Leslie Robertson, Ingeniero Estructural WTC Twin Towers: “He aquí este elemento de acero fundido y hormigón, y todas estas cosas… todo fusionado por el calor en un solo elemento.”

Lynn Margulis: “Muchos testigos, bomberos y mucha gente describieron el metal fundido fluyendo, hierro o acero a temperaturas extremadamente altas, y John Gross negó categóricamente estas observaciones. De modo que, como sus observaciones no encajan con su noción preconcebida, no sólo ignoró las pruebas, sino que las negó.”

Kathy McGrade: “En un incendio de oficina, no se puede generar suficiente calor para fundir acero. Y sin embargo, tenemos evidencia de hierro fundido en las microesferas,
en la pila de escombros, y el metal derramándose por el lado de la torre.

Steven Jones, PhD, Físico, 30 años de experiencia: “Entonces, ¿qué es este metal fundido? Es evidencia directa del uso de termita” (thermite) [Fe2O3+2AI]. La termita es un incendiario usado por los militares, compuesto de oxido de hierro y aluminio, que cuando se enciende, mantiene una reacción de calor extremo creando hierro fundido. En sólo dos segundos, la termita puede alcanzar temperaturas de más de 4500 grados Fahrenheit – suficiente para licuar el acero. Sabemos que los fuegos al aire libre no pueden quemar tan caliente como para derretir el acero, pero había metal derretido en la base de las torres.

Jeffrey Farrer, PhD Ingeniero en Ciencia de Materiales: “Encontré un poro en el acero que tenía azufre puro.”

Jerry Lobdill, Ingeniero Químico, 30 años de experiencia: “Hay una teoría del gobierno de que el sulfato de calcio de las placas de yeso era la fuente de azufre, y eso es erróneo.
El sulfato de calcio no puede sufrir ningún tipo de reacción química que produzca el elemento azufre, y no estamos tratando con ningún tipo de compuesto de azufre – cuando estamos hablando de sulfidación estamos tratando con el elemento azufre.”

Jeffrey Farrer: “Hay una versión de la termita llamada thermate, que tiene azufre. Y lo que hace el azufre, es algo así como sal en el hielo….”
Mark Basile, Ingeniero Químico: “…básicamente hace que el acero se derrita a una temperatura más baja.”

Si se hace una búsqueda en Google para la termita en la demolición de edificios, se pueden encontrar dispositivos que se han fabricado e inventado que utilizan termita para la demolición de edificios.

Tom Sullivan: “En el caso de las cargas cortantes de termita, se habría oído mucho menos ruido, ya que funcionan por calentamiento térmico, fusión del acero, en lugar de un corte explosivo, como en las cargas de RDX.”

Jason Cheshire: “Los sobrevuelos habían detectado con cámaras infrarrojas, puntos calientes de 1400 grados Fahrenheit en la superficie de la Zona Cero. Eso, estando allí durante una semana, indica que había algo muy caliente debajo de la superficie.”

Kevin Ryan, Ingeniero Químico: “La termita también explicaría potencialmente el hecho de que los incendios no pudieron ser apagados en la Zona Cero. Los fuegos duraron bastante tiempo pero lo mas importante es que estaban en lo profundo de la pila, donde se esperaria que el ambiente estuviera falto de oxigeno. La termita podria explicar esto porque tiene su propio oxidante dentro. En realidad, es el óxido metálico el que proporciona el oxidante que permite que se produzca la reacción incendiaria de la termita, incluso bajo el agua.”

Zona 0 / Escena del Crimen
Parte 2
Microesferas de hierro confirman las no explicadas temperaturas extremas

Un 6 % del polvo del World Trade Center consistía en diminutas esferas de hierro previamente fundidas. ¿Qué nos dice esto sobre las temperaturas generadas en la destrucción de las torres?

Adam Parrott, Ingeniero Químico: “Cuando el USGS recogió muestras del polvo del World Trade Center, encontró las microesferas de hierro. Hasta el momento, el USGS no tiene una explicación válida para la presencia de estas microesferas de hierro.”

Jerry Lobdill, Físico, Ingeniero Químico: “Entonces, ¿qué contienen las microesferas? El hierro es el elemento principal, y luego tiene porciones más pequeñas de aluminio, azufre, una traza de manganeso. La mayoría de ellas tienen menos de un décimo de pulgada de diámetro, y son esféricas, y se encuentran en todo el polvo expulsado de los edificios durante el colapso, no importa en qué parte de Manhattan se recoja ese polvo.”

Kathy McGrade: “Usted tiene que haber tenido una fuente de calor mucho más caliente para obtener 2700 grados Fahrenheit con el fin de fundir el hierro para obtener estas esferas fundidas. Su fuente de calor debe ser algo así como una reacción química, una reacción química exotérmica, que reacciona, en el caso de la termita, reacciona a 4500 grados Fahrenheit.”

Mark Basile: “Mi argumento basado en encontrar residuos de termita en el polvo es que ocurrió antes. No ocurrió después, en los incendios que se produjeron en la pila de escombros después. Todas las características de las microesferas junto con lo que veo en el ataque de las vigas que se encontraron, realmente me dicen que la termita estuvo involucrada en la fundición de esas vigas de acero.”

Zona 0 / Escena del Crimen
Parte 3
Elementos incendiarios de alta tecnología en el polvo del WTC

De las cenizas de la devastación del World Trade Center se levanta la Torre de la Libertad, cuyos cimientos, sin embargo, están envueltos en dudas. Por ejemplo, en el polvo del World Trade Center un equipo internacional de científicos encuentra una forma avanzada de compuestos de nano-termita altamente energéticos. ¿De qué se trata? ¿Y de dónde procede?

Niels Harrit, PhD, Químico: “En el polvo hemos encontrado lo que caracterizamos como material termítico sin reaccionar en forma de unas minúsculas virutas de color rojo grisáceo, y en la reacción producen hierro fundido, que es el principal indicio de una reacción termítica, y tal reacción puede utilizarse para destruir estructuras de acero. Lo que hemos encontrado es una versión moderna de la termita, que llamamos nano-termita, que se produce de una manera diferente, no se trata simplemente de dos polvos que se mezclan.

El material en realidad se construye desde la escala del átomo hacia arriba, lo llamamos el procedimiento de abajo hacia arriba, que es lo que se hace en la nanotecnología. Los ingredientes son mucho más pequeños, lo que significa que reaccionan más rápido y se encienden con más facilidad. Los elementos principales del material rojo son el aluminio, el óxido de hierro, así como el silicio y el carbono. El óxido de hierro aparece en granos facetados, de aproximadamente 100 nanómetros de diámetro. El aluminio aparece en finas plaquetas de unos 40 nanómetros de grosor”.

Steven Jones: “Esto se discute en nuestro artículo en The Open Chemical Physics Journal publicado en abril de Hasta ahora, ninguno de estos artículos ha sido refutado en la literatura, la literatura científica. Eso significa que no han sido refutados en el sentido científico. Son en verdad una acusación a la historia oficial del 9/11.”

Jeffrey Farrer: “También tomamos pintura que se desprendió del acero del WTC y la observamos en el SEM e hicimos un análisis de su composición y descubrimos que no era similar a la astilla rojo-gris o a la capa roja de las astillas rojo-gris.”

Jason Cheshire: “Esto no puede ser pintura. La pintura no tiene estas propiedades exóticas, eso es imposible. Este es un material de uso militar que realmente no debería estar allí.”

Zona 0 / Escena del Crimen
Parte 4
Los expertos coinciden

Kathy McGrade: “No se necesita ser ingeniero o arquitecto para ver lo que pasó con esos edificios.”

David Chandler: “Cualquier investigador honesto estaría mirando esto y buscando explosivos y demás. La investigación del NIST no fue allí, simplemente no buscaron explosivos. Este ha sido un trabajo de investigadores independientes, no del NIST.”

Lynn Margulis: “La noción preconcebida del NIST es que no hay evidencia de explosivos, y por lo tanto no tiene sentido buscarlos -lo que es la cosa más anticientífica que se te pueda ocurrir: no buscar porque no esperas encontrar evidencia. Y de hecho, la evidencia es abrumadora de que estos cristales rojo-grisáceos son materiales incendiarios de muy alta temperatura. Afirman sus conclusiones, para las que prácticamente no hay pruebas, y luego ignoran las conclusiones que sí se pueden extraer de las pruebas.”

William Rice, Ingeniero Civil y Estructural: “La única forma de que un edificio se acelere al derrumbarse es que haya explosivos prediseñados, programados con precisión y colocados con precisión; en otras palabras, demolición controlada.”

Roland Angle, Ingeniero, ex Boina Verde, entrenado para analizar el efecto de explosivos en estructuras: “Tenemos una responsabilidad profesional, e insto a todos los ingenieros, arquitectos, expertos en demoliciones y a cualquiera que tenga conocimientos en este campo, a que examinen las pruebas y den la cara, porque el resto del mundo lo espera de nosotros.”

Dr. Robert Bowman: “Sabemos que nos han mentido sobre el 11-S. No sabemos con certeza quién lo hizo. No sabemos exactamente cómo lo hicieron todo, y por eso necesitamos una nueva investigación para averiguarlo. Sabemos que hubo un encubrimiento masivo, que hubo pruebas ocultas y destruidas. El pueblo americano necesita absolutamente la verdad del 11-S.”


Zona 0 / Escena del Crimen
Parte 5
El siguiente paso lógico

David Chandler: “Tuve que tomar conciencia antes de estar dispuesto a ver las posibilidades. Realmente, hay que ir a donde nos lleven las pruebas.”

Leslie Young: “Veámoslo objetivamente, veamos las pruebas, no estos modelos informáticos fabricados y rumores, y todas estas conclusiones predeterminadas. Abrámoslo de nuevo de verdad e investiguemos este asunto como es debido, y luego lleguemos a conclusiones.”

Scott Grainger: “Apoyo firmemente una investigación independiente que sea independiente del gobierno, independiente de todas las influencias que obviamente estuvieron en efecto durante la investigación del NIST.”

Steve Luce: “Lo que ocurrió el 11-S no es algo que vaya a desaparecer sin más. Esto es muy pertinente para nosotros hoy. Deseo avanzar en la investigación y quiero hacer una diferencia, porque quiero que éste sea un lugar seguro y mejor para mis hijos.”

Leslie Young: “Firmé la petición en la página web de Arquitectos e Ingenieros por la Verdad del 11-S principalmente porque quería apoyar a las familias que perdieron a personas el 9/11. El movimiento 9/11Truth fue iniciado por las familias que perdieron a sus seres queridos ese día, y todos ellos estaban ahí fuera solos, pidiendo ayuda a gritos, y nuestro propio país les ignoraba. Ignorando sus necesidades y no cuidando de ellos de la forma en que deberíamos haberlo hecho después de lo sucedido.”



Buscando entender
9/11: Procesando el trauma

La mayoría de los que hemos vivido los acontecimientos del 11-S hemos experimentado algún tipo de trauma. Puede ser muy difícil aceptar lo que realmente ocurrió en el WTC. De hecho, alguien me dijo hace poco: “No me creería lo que me estás contando, aunque fuera verdad”. Nuestros firmantes de la petición con conocimientos psicológicos han dado un paso al frente para ofrecer su visión. Aunque este segmento está claramente fuera de la base de conocimientos de AE9/11Truth, estos expertos en psicología ponen de relieve su valiosa experiencia para nosotros en cuanto a por qué esta evidencia todavía puede ser tan difícil de aceptar para la gente. Como sabemos, los horrores del 11-S fueron televisados en todo el mundo y, de hecho, en directo.

Fuimos testigos de la muerte de casi 3000 de nuestros compatriotas estadounidenses. Sabemos que esto tuvo un impacto muy severo y traumático en una gran mayoría de la población.
En este momento tenemos nueve años de evidencia científica que refuta la teoría del gobierno sobre lo que sucedió el 11 de septiembre, y sin embargo la gente sigue siendo ajena al hecho de que esta información existe, o se resiste completamente a mirar esta información. Así que la pregunta es “¿por qué? ¿Por qué a la gente le cuesta tanto escuchar esta información?” Por mi trabajo, creo que sería negligente no tener en cuenta el impacto del trauma.
Muchas personas responden a estas verdades de una manera muy profunda. Algunas tienen una reacción visceral como si les hubieran dado un puñetazo en el estómago. Empezar a aceptar la posibilidad de que el gobierno estuviera implicado es como abrir la caja de Pandora. Si abres la tapa y te asomas un poco, va a desafiar algunas de tus creencias fundamentales sobre el mundo. Si podemos pensar en nuestra visión del mundo como una especie de hogar mental y emocional, creo que todos nosotros haríamos cualquier cosa para defender nuestros hogares, para defender a nuestras familias, y así lo veo con la gente y lo vi conmigo mismo cuando mi hermano trató de hablar conmigo al respecto -no te metas conmigo, no te metas con mi casa, no te metas con mi comodidad con cómo son las cosas.

Dorothy Loring, Psicóloga: “Una semana después leí un extenso artículo del profesor Griffin sobre por qué cree que el relato oficial del 11-S no puede ser cierto, y era un artículo muy bien documentado. Yo estaba en mi oficina en ese momento, me senté allí y sentí que mi estómago se revolvía. Pensé que tal vez me iba a enfermar. Salté de la silla, salí corriendo por la puerta y di una larga vuelta a la manzana, varias manzanas, y me derrumbé. Ahora comprendo que lo que estaba ocurriendo era que mi visión del mundo sobre mi gobierno, que de alguna manera era mi protector, casi como un padre, se había desvanecido, y fue como ser arrojado al desierto. Es la forma más aproximada de describir esa sensación y sollozaba y sollozaba, sentía como si el suelo hubiera desaparecido por completo bajo mis pies y supe en algún momento durante la caminata, que sabía que iba a tener que ser activo en la educación de otras personas acerca de esto, que para mí conservar cualquier sentido de integridad, iba a tener que tomar alguna acción, no podía simplemente dejar pasar algo como esto.”

Frances Shure, Psicóloga: “Cuando oímos información que contradice nuestra visión del mundo, los psicólogos sociales llaman a la inseguridad resultante “disonancia cognitiva”.
Por ejemplo, con el 9/11, tenemos una cognición que es la que nos cuenta la historia oficial del 9/11, lo que nos dijo nuestro gobierno, lo que nos repitieron una y otra vez nuestros medios de comunicación: que los musulmanes nos atacaron. Por otro lado tenemos lo que científicos, investigadores, arquitectos, ingenieros están empezando a decirnos, que hay pruebas que demuestran que la historia oficial no puede ser cierta. Así que ahora, hemos perdido nuestra sensación de seguridad. Empezamos a sentirnos vulnerables. Ahora estamos confundidos.”

Robert Hopper, PhD, Psicólogo: “La verdad sobre el 11-S desafía las creencias de que nuestro país nos protege y nos mantiene a salvo y que Estados Unidos es el bueno. Cuando tus creencias son desafiadas, se crea miedo y ansiedad. En respuesta a eso nuestras defensas psicológicas entran en acción, y nos protegen de estas emociones. La negación, que es probablemente la defensa psicológica más primitiva, es la que más probablemente se activa cuando nuestras creencias son cuestionadas.”

Danielle Duperret, PhD, Psicóloga: “Es un estado muy incómodo, y eventualmente nuestra mente se apaga como cuando una computadora se sobrecarga, nuestra mente se sobrecarga. No podemos manejarlo más y nos apagamos.” Frances Shure: “Lo que algunos de nosotros tendemos a hacer es negar la evidencia que nos llega, y aferrarnos a la historia original, la historia oficial, y tratar de recuperar nuestro equilibrio de esa manera. Otra cosa que podemos hacer es decidir examinar las pruebas contradictorias y ser sinceros y tener la mente abierta y mirar a ambos lados de la cuestión y luego formarnos nuestra propia opinión sobre cuál es la realidad.

He aquí algunas de esas reacciones iniciales espontáneas al escuchar las pruebas contradictorias sobre el 9/11:
-“No quiero saber la verdad, o me volvería demasiado negativo y psicológicamente iría cuesta abajo”.
-“No estoy seguro de querer saberlo. Si es verdad, entonces arriba sería abajo, y abajo sería arriba. Mi vida nunca sería la misma”.
-“Fran, me niego a creer que tantos americanos puedan ser tan satánicamente traidores. Alguien habría hablado”.

Pero estas son creencias, no son hechos científicos. Y estas creencias nos impiden mirar la evidencia empírica. Siempre que decimos “me niego a creer”, podemos estar seguros de que las pruebas que se nos presentan no son soportables y que chocan demasiado con nuestra visión del mundo. Al pensar en todas estas respuestas me di cuenta de que lo que es común a todas ellas es la emoción del miedo. La gente tiene miedo de ser condenada al ostracismo, tiene miedo de ser dejada a un lado, tiene miedo de ser rechazada, tiene miedo de que su vida se vea alterada, de tener que cambiar de vida, tiene miedo de sentirse confundida, tiene miedo de sufrir un deterioro psicológico, tiene miedo de sentirse indefensa y vulnerable, y tiene miedo de no ser capaz de manejar los sentimientos que afloran. Ninguno de nosotros quiere sentirse indefenso y vulnerable. La curación pasa por afrontar la verdad, por experimentarla”.

William Woodward, PhD, Psicólogo: La sanación viene permitiendo que afloren los sentimientos, de modo que si hay sentimientos de miedo, de que quizás estos sucesos fueron causados por algo en lo que aún no hemos pensado, elementos oscuros dentro de nuestra sociedad, por ejemplo, dejemos que afloren y los exploremos. Dejemos que brille la luz sobre lo que haya sucedido. Este será el proceso más curativo.

Robert Griffin: “Después de la Segunda Guerra Mundial, parte de la forma en que el pueblo judío honró a los muertos fue asegurándose de que se conocía la verdad y de que se respetaba el valor de esas personas. No buscar la verdad sobre el 11-S es una falta de respeto al valor de la vida de las personas que murieron. Pensar que estamos por encima de esas cosas, que podría pasar en otros países pero no podría pasar aquí, eso es falta de humildad, y eso es orgullo excesivo. No ser capaces de ver nuestro lado oscuro, o nuestras debilidades, es lo más peligroso.”

David Ray Griffin, PhD, Profesor de Filosofía: “Una característica de la historia estadounidense que nos hace particularmente propensos a este orgullo es esta noción que se llama excepcionalismo -que Estados Unidos es la nación excepcional-, y que comenzó desde el principio, cuando se formó este país, la gente decía “bueno, había tanta maldad en los países europeos, tanta trampa, tanta mentira, tanta utilización de la gente para los propósitos de los gobernantes, pero no en Estados Unidos. Tenemos líderes que están libres de esos pecados”. De modo que creo que esto ha hecho que el 9/11 sea particularmente difícil para los americanos.

Robert Griffin: “Tenemos que entender que cuestionar es patriótico. Cuestionar es lo que se supone que debemos hacer como ciudadanos. Es nuestro deber.”

Frances Shure: “Cuando pasa algo como el 9/11, tenemos que asegurarnos de que se investiga realmente quiénes son los autores y de que éstos rinden cuentas ante la justicia. Es parte del proceso de curación, tanto a nivel individual como colectivo. Necesitamos la verdad para sanar.”

Video aquí