GLOBO

El jueves 6 de febrero de 2014, en plena preparación de la “revolución” de Maidan, se filtró a YouTube la grabación de una parte de una llamada telefónica entre la entonces Asistente Secretaria de Estado norteamericana Victoria Nuland -figura principal en todo lo que está ocurriendo hoy en Ucrania, y que bajo la presidencia Biden vuelve para ocupar ahora el cargo de Subsecretaria de Estado- y con Geoffrey Pyatt, por entonces Embajador Norteamericano en el lugar. En la conversación filtrada pueden apreciarse una serie de detalles. El más obvio es la operación norteamericana tras bambalinas para imponer a sus propios políticos en Ucrania, removiendo al Presidente electo Viktor Yanukovich. Además, se habla de enchufar a alguien en Naciones Unidas (Robert Serry) para que trabaje en pro de la política de Washington, en acuerdo con el Secretario General Ban-Ki Moon; también la supervisión general de Joe Biden, el hombre fuerte de los Estados Unidos en Ucrania ya entonces. Finalmente, el desprecio de los norteamericanos por la Unión Europea, a la que claramente tratan como a un aliado de segunda mano, en cuya opinión literalmente “se caga” Victoria Nuland -disculpe el lector el término. La conversación no ha sido desmentida por Estados Unidos.

Embajador Geoffrey Pyatt: “Creo que estamos en partido. La movida Klitschko [Vitaly Klitschko, uno de los tres principales líderes de la oposición. Un ex boxeador y PhD en Física, hombre de Petro Poroshenko, y Alcalde de Kiev desde 2014] es obviamente el asunto complicado aquí. Especialmente el anuncio de su nombramiento como Viceprimer Ministro. Y ya habrás visto algunas de mis notas sobre los problemas del matrimonio en este momento, así que estamos tratando de obtener una lectura realmente rápida sobre su posición en este asunto. Pero creo que tu argumento para él, el que tendrás que hacer -creo que es la próxima llamada telefónica que deberías hacer-, es exactamente el que le hiciste a Yats [Arseniy Yatseniuk, otro líder de la oposición, hombre de Yulia Timoshenko]. Y me alegro de que lo hayas puesto en evidencia, para que se vea dónde encaja él en este escenario. Y me alegro mucho de que haya dicho lo que ha dicho en respuesta.

– Subsecretaria de Estado Victoria Nuland: “Muy bien. Yo no creo que Klitsch deba entrar en el gobierno. No creo que sea necesario, ni creo que sea una buena idea.

Pyatt: “Sí. Supongo que… en cuanto a que no entre en el gobierno, dejemos que se quede fuera y haga sus deberes políticos y demás. Yo pienso que, en términos de avance del proceso, lo que queremos es mantener unidos a los demócratas moderados. El problema va a ser Tyahnybok [Oleh Tyahnybok, el otro líder de la oposición] y sus chicos [se refiere a los neonazis: Tyahnybok es el líder de Svoboda, cuyo nombre de fundación  Partido Nacional Socialista de Ucrania, uno de los principales partidos de ultraderecha], y estoy seguro de que eso es parte de lo que [el presidente Viktor] Yanukovich está calculando en todo esto…

Nuland: [interrumpe] Creo que Yats es el tipo que tiene la experiencia económica, la experiencia de gobierno. Es él… lo que necesita es a Klitsch y a Tyahnybok afuera. Tiene que hablar con ellos cuatro veces a la semana. Creo que si Klitsch entra… va a estar, a ese nivel, al fin trabajando para Yatseniuk, y eso no va a funcionar.

Pyatt: Sí, no, creo que eso sea bueno. Ok. Bueno. ¿Quieres que organicemos una llamada con él como siguiente paso?

Nuland:Lo que entendí de esa llamada -pero tu me dirás- fue que los tres grandes iban a su propia reunión, y que Yats iba a ofrecer en ese contexto una… conversación de tres más uno, o tres más dos contigo. ¿No es así como lo entendiste?

Pyatt: No. Creo que… Quiero decir que eso es lo que propuso, pero creo que, conociendo la dinámica que ha habido con ellos, en la que Klitschko ha sido el jefe, va a tardar en presentarse a cualquier reunión que tengan, y probablemente esté hablando con su gente en este momento. Así que creo que el hecho de que te dirijas directamente a él ayudará a la gestión de las personalidades entre esos tres, y también te da la oportunidad de moverte rápido en todo este asunto y liquidarlo antes de que todos se sienten y él explique por qué no le gusta.

Nuland: OK, bien. Me alegro. ¿Por qué no te pones en contacto con él y ves si quiere hablar antes o después?

Pyatt: De acuerdo, lo haré. Gracias.


Nuland: OK … una arruga más para ti Geoff. No recuerdo si te dije esto, o si sólo se lo dije a Washington… que cuando hablé con Jeff Feltman [Secretario General Adjunto de las Naciones Unidas para Asuntos Políticos] esta mañana, él tenía un nuevo nombre para el tipo de la ONU Robert Serry ¿Te lo escribí esta mañana?

Pyatt: Sí, lo he visto.


Nuland: Bien. Ahora ha conseguido que tanto Serry como [el Secretario General de la ONU] Ban Ki-Moon estén de acuerdo en que Serry podría venir el lunes o el martes. Así que sería estupendo, creo, para ayudar a afirmar este asunto y que la ONU ayude a afirmarlo también. Y, de paso, que la Unión Europea se vaya a cagar.

Pyatt: No, exactamente. Y creo que tenemos que hacer algo para que se afirme todo esto, porque puedes estar bastante segura de que si empieza a ganar altura, los rusos estarán trabajando entre bastidores para intentar torpedearlo. Y, de nuevo, el hecho de que esto esté ahí ahora mismo, todavía estoy tratando de entender en mi mente por qué Yanukovich (palabra inaudible) eso. Mientras tanto, se está celebrando una reunión de la facción del Partido de las Regiones [de Viktor Yanukovich] y estoy seguro de que en este momento se está produciendo una animada discusión en ese grupo. Pero de todos modos podríamos aterrizar en el lado de la jalea en este caso, si nos movemos rápido. Así que déjame trabajar en Klitschko y si puedes seguir… Queremos intentar conseguir que alguien con una imagen internacional venga aquí, y ayude a mediar en este asunto. La otra cuestión es algún tipo de acercamiento a Yanukovich, pero probablemente nos reagrupemos en eso mañana cuando veamos cómo las cosas empiezan a encajar.

Nuland: Así que en esa pieza Geoff, cuando escribí la nota [el asesor de seguridad nacional del vicepresidente de EE.UU. Jake] Sullivan volvió a mí VFR [directo a mí], diciendo que necesitabas [al vicepresidente de EE.UU. Joe] Biden. Le dije probablemente mañana, para que dé su palmadita en la espalda, y para obtener los detalles que hacen falta para sellar todo esto. Así que Biden está dispuesto.

Pyatt: De acuerdo, genial. Gracias.

Compartir