GLOBO

* Descenso significativo de la confianza en 11 de las 16 instituciones analizadas
* La confianza media de todas las instituciones se sitúa en un nuevo mínimo del 27% 

* El público confía más en las pequeñas empresas y menos en el Congreso

Por Jeffrey M. Jones

WASHINGTON, D.C. – Los estadounidenses tienen menos confianza en las principales instituciones de Estados Unidos que hace un año, con descensos significativos en 11 de las 16 instituciones analizadas, y sin mejoras en ninguna. Los mayores descensos en la confianza son de 11 puntos porcentuales para el Tribunal Supremo –como se informó a finales de junio, antes de que el tribunal emitiera polémicas sentencias sobre las leyes de armas y el aborto- y de 15 puntos para la presidencia, igualando la caída de 15 puntos en el índice de aprobación del trabajo del presidente Joe Biden desde la última encuesta de confianza en junio de 2021.

Gallup midió por primera vez la confianza en las instituciones en 1973 y lo hace anualmente desde 1993. La encuesta de este año se realizó del 1 al 20 de junio.

La confianza oscila actualmente entre un máximo del 68% para las pequeñas empresas y un mínimo del 7% para el Congreso. El ejército es la única institución, además de las pequeñas empresas, en la que la mayoría de los estadounidenses expresan su confianza (64%). La confianza en la policía, con un 45%, ha caído por debajo del nivel mayoritario sólo por segunda vez, ya que el otro caso se produjo en 2020, en las semanas posteriores a la muerte de George Floyd a manos de la policía de Minneapolis.

La encuesta de este año marca nuevos mínimos de confianza para los tres poderes del gobierno federal: el Tribunal Supremo (25%), la presidencia (23%) y el Congreso. Otras cinco instituciones están en sus puntos más bajos en al menos tres décadas de medición, incluyendo la iglesia o la religión organizada (31%), los periódicos (16%), el sistema de justicia penal (14%), las grandes empresas (14%) y la policía.

La confianza en las grandes empresas tecnológicas también está en su punto más bajo (26%), pero sólo se ha medido en los últimos tres años.

Confianza mínima histórica en todas las instituciones

Gallup resume la confianza general de los estadounidenses en las instituciones haciendo una media de las calificaciones de las 14 instituciones que mide sistemáticamente cada año: todas menos las pequeñas empresas y las grandes compañías tecnológicas. El promedio de este año del 27% de adultos estadounidenses que expresan “mucha” o “bastante” confianza en esas 14 instituciones está tres puntos por debajo del mínimo anterior de 2014.

La media de confianza también ha bajado nueve puntos desde 2020, cuando los estadounidenses se movilizaron en torno a algunas de las instituciones más afectadas por la pandemia del COVID-19, expresando una mayor confianza en el sistema médico, las escuelas públicas y la religión organizada. 

La confianza media fue de al menos el 40% de 1979 a 1990 y de 1998 a 2004. Estos últimos años abarcaron el auge económico de las puntocom y la recuperación del apoyo a los líderes gubernamentales tras los ataques terroristas del 11 de septiembre.


Desde 2004, una serie de factores han conspirado para mantener la confianza baja, incluyendo la guerra de Irak, la Gran Recesión y la crisis financiera, el aumento del bloqueo partidista en Washington, el resurgimiento del populismo, la pandemia del COVID-19, y las tasas de inflación que no se veían desde hace cuatro décadas.

Todos los grupos partidistas confían menos en las instituciones

Todos los grupos partidistas tienen en general menos confianza en las 16 instituciones estadounidenses que hace un año, con descensos medios de cuatro puntos entre los republicanos, cinco puntos entre los demócratas y seis puntos entre los independientes.

Los tres grupos de partidos confían mucho menos en la presidencia que hace un año, con descensos de al menos 10 puntos. Más allá de eso, los principales cambios entre los grupos de partidos tienden a estar aislados en uno o dos grupos.

– Los demócratas y los independientes muestran una pérdida de confianza de más de dos dígitos en el Tribunal Supremo, sin que haya cambios significativos entre los republicanos.

– Los republicanos han perdido más confianza en los bancos que los demás grupos de partidos. Los republicanos también muestran descensos de dos dígitos en la confianza en el ejército y la policía.

– Los independientes confían mucho menos en la religión organizada que hace un año, mientras que se ha producido un descenso menor entre los republicanos y ningún cambio real entre los demócratas.

Las pequeñas empresas y el ejército son las dos instituciones mejor valoradas por cada uno de los tres grupos de partidos, mientras que el Congreso está esencialmente empatado en la posición más baja entre los tres. Los republicanos valoran la presidencia, los periódicos y los informativos de televisión de forma similar a la del Congreso. Los informativos de televisión empatan con el Congreso como los más bajos entre los independientes, mientras que el Tribunal Supremo y las grandes empresas reciben una valoración tan baja como la del Congreso entre los demócratas.

Los republicanos y los demócratas difieren más en la confianza que tienen en la presidencia (49 puntos), la policía (39 puntos), los periódicos (30 puntos) y las escuelas públicas (30 puntos). Los grupos difieren menos, pero aún con márgenes significativos, en su confianza en el Tribunal Supremo, el trabajo organizado, la religión organizada, el sistema médico, los informativos de televisión y las grandes empresas tecnológicas.

Los demócratas tienen más confianza que los republicanos en la mayoría de estas instituciones; las excepciones son la policía, el Tribunal Supremo y la religión organizada.

Conclusión

La confianza de los estadounidenses en las instituciones ha sido escasa durante la mayor parte de los últimos 15 años, pero su confianza en instituciones clave ha alcanzado un nuevo mínimo este año. La mayoría de las instituciones de las que Gallup hace un seguimiento están en mínimos históricos, y la confianza media en todas las instituciones es ahora cuatro puntos inferior al mínimo anterior.

En particular, la confianza en las principales instituciones del gobierno federal está en un punto bajo, en un momento en que el presidente y el Congreso están luchando para hacer frente a la alta inflación, los precios récord de la gasolina, el aumento de la delincuencia y la violencia con armas de fuego, la continua inmigración ilegal, y los importantes desafíos de la política exterior de Rusia y China. La confianza en el Tribunal Supremo ya había disminuido incluso antes de que anulara el caso Roe contra Wade, aunque se esperaba ese fallo después de que se filtrara un borrador de la opinión en mayo.

La crisis de confianza se extiende más allá de las instituciones políticas en un momento en el que un 13% de los estadounidenses, casi un récord, está satisfecho con la marcha de las cosas en EE.UU. Es poco probable que la confianza en las instituciones mejore hasta que la economía mejore, pero no está claro si la confianza volverá a los niveles que Gallup midió en décadas pasadas, incluso con una mejora de la economía.

Publicado originalmente aquí

Compartir

Comments are closed, but trackbacks and pingbacks are open.